martes, diciembre 20, 2005

La baja política

Por Jaime Restrepo. Director Sistema Atrabilioso.
“Parece que la diferencia es más burocrática que ideológica”. Frase de Carlos Gaviria Díaz al describir el enfrentamiento entre el liberalismo y el uribismo.

El liberalismo oficialista está desesperado. No sabe que velas prender, ni de que descalificación asirse en su intento por recuperar el poder perdido.
Las declaraciones de César Gaviria Trujillo, el Jefe Único e irrepetible del liberalismo oficialista, publicadas por El Espectador, dibujan de manera patética la baja política en la que está incurriendo esa colectividad moribunda y a la que pueden arrastrar al país.
La respuesta más patética de Gaviria tiene que ver con su análisis sobre las deserciones que se están presentando en el liberalismo (y que seguramente aumentarán cuando se aproxime la fecha de la primera vuelta) : “los sectores afines al Gobierno están usando toda la capacidad y el poder del Estado ofreciendo notarías y puestos en la Cancillería. Sin duda ellos tienen más recursos que nosotros y los están usando para llevarse a la gente de acá. Tenemos que estar preparados porque nosotros, fuera de lo que el Partido es y de lo que defiende, no tenemos mucho que ofrecer.”
Queda claro que en el Partido Liberal Colombiano lo importante no es la ideología, ni los compromisos programáticos, ni las cacareadas luchas por la inversión social, ni esa base que López quiere volver a torear con el trapito rojo; lo importante es que el liberalismo no tiene nada que ofrecer en cuanto a clientelismo y burocracia.
Pero resulta que esa es la esencia de toda la disputa entre el liberalismo y el gobierno, pues al perder el poder, después de 8 años de no regentar los destinos de Colombia desde la Presidencia, el liberalismo quedó sin su principal y única herramienta para cohesionarse y tener la fuerza política de la que tanto se ufanaba. En realidad, la frase de Gaviria demuestra la ausencia total de política y la presencia permanente y fulgurante de la politiquería que tanto apetece, pues sin ella, el liberalismo está condenado a desaparecer por sustracción de materia. Es más: al liberalismo le duele que, a menor escala, se estén usando los mismos mecanismos que sus dignatarios utilizaron durante décadas para sostenerse en el poder.
De otro lado, en la entrevista de Gaviria, se observa la carencia de conocimiento de las realidades de su propio partido. Al referirse a una posible coalición con el Polo Alternativo, Gaviria sostuvo que “hay identidad en la necesidad de hacerle frente a la coalición de derecha que ha conformado el presidente Uribe para su reelección”. ¿Derecha? ¿Es que Gaviria no ha escuchado los planteamientos de sus precandidatos Rodrigo Rivera Salazar y Rafael Pardo Rueda? Rivera, por ejemplo, se opone a cualquier modificación en la penalización del aborto y fue uno de los promotores de la censura de prensa en la Ley de Garantías. En cuanto al ex ministro de defensa Rafael Pardo, pretende un mayor fortalecimiento de las Fuerzas Armadas y fue uno de los impulsores y más férreos seguidores de Álvaro Uribe Vélez. Entonces, ¿qué pasaría si el candidato oficial del liberalismo fuera Rivera o Pardo? ¿Cómo lograría hacer congruente una coalición con la izquierda con un candidato ideológicamente ubicado en la centro derecha?
Pero en las declaraciones del Jefe Único siempre hay espacio para las perlas. Cuando le preguntaron sobre los paramilitares en las listas uribistas, Gaviria afirmó: “Para mí eso es evidente, entre otras cosas porque el Presidente no ha rechazado esos apoyos. Los ‘paras’ están allí en esas listas, eso es algo que no hay que probar, todo el mundo sabe que es así”.
Genial el giro de la baja política: para Gaviria es evidente el hecho porque el Presidente no ha rechazado esos apoyos. Olvidó que, en su momento, él mismo aplaudió a Uribe cuando dio la orden de capturar a cualquier jefe paramiltiar que interviniera en política. ¿Esa no es una manifestación clara de rechazo?. Pero lo peor de Gaviria es que, como la mayoría de los dirigentes de la oposición, no necesita razones ni argumentos: para él, basta con que exista el rumor para que la denuncia sea cierta y remata con una frase que demuestra la franciscana pobreza argumental y la falta de seriedad del expresidente y de su partido: “eso es algo que no hay que probar”. Esta es la máxima evidencia de la baja política a la que nos enfrentaremos, pues un partido, y un expresidente, no pueden salir a insultar a una nación diciendo que sus argumentos no necesitan pruebas... le faltó complementar con otra frase: ¿Para qué bases y argumentos?

1 comentario:

S.I.Atrabilioso dijo...

18 comments:
diciembre 19, 2005 11:38 PM

Eso está como la oposicion de tres pesos.., sin razones ni argumentos para debatir. La oposición en Colombia es lo´más parecido a los mendigos intelecutales... mada de nada, pero joden como si tuvieran el pdoer para hacerlo...



diciembre 20, 2005 12:03 AM

¿Cómo les parece este "argumento" de la oposición?

Revisen en Foro de Caracol lo siguiente, escrito en ruso:

Fercho: Cómo asesinar al perro presidente de Uribe

Nikita: ¿Por todo?

Fercho: ¿Habla ruso? ¡Pruébelo!

Nikita: No me importa si cree que soy idiota

Fercho: Habla bien el ruso

Fercho: Usted

Nikita: ¿Me río?

Fercho: ¡Sí! Sin dudarlo ni una millonésima de segundo.

Nikita: Buena suerte, al final.

Fercho: Al final, de Manuel: ¡Con el pueblo al poder!



diciembre 20, 2005 8:20 AM

NOTA DE LA DIRECCIÓN A ANÓNIMO DE LAS 11:38 P.M.
Creo que usted se refiere, en especial y concretamente, a los líderes de la oposición que argumental e intelectualmente son ampliamente rebasados por los ciudadanos que conforman las bases de esos movimientos que HOY se declaran en oposición.
Gracias por sus comentarios.



diciembre 20, 2005 8:22 AM

NOTA DE LA DIRECCIÓN PARA ANÓNIMO DE LAS 12:03 A.M.
Efectivamente es una amenaza y qué interesante el idioma en el que está planteada. Por lo que usted afirma, parecen las instrucciones para cometer algún acto criminal.
Gracias por sus comentarios.



diciembre 20, 2005 8:47 AM

ATRABILIOSO:

Tenemos un partido Liberal del tamaño de un Cesar Gaviria y una calidad tipo Horacio Serpa Uribe.

Si la filiacion politica del Presidente Uribe es el liberalismo y tiene una aceptacion apabullante ,no seria mas practico,ante la ruina actual del partido,reconstruirlo y enrumbarlo acorde al ideal uribista en vez de enterrar definitivamente al "glorioso" por obsoleto e inoperante ?

Gaviria y Cia son el reducto de esos manzanillos politicos de tan ingrata recordacion.

Simpliciano



diciembre 20, 2005 9:14 AM

NOTA DE LA DIRECCIÓN A SIMPLICIANO:
Los factores que inciden en la aceptación al Presidente nada tienen que ver con el partido liberal. Como veo las cosas, el mapa político colombiano está cambiando y los partidos tradicionales están condenados a desaparecer, porque se está vislumbrando es un alineamiento ideológico más real y acorde con las posiciones y sentimientos de los ciudadanos. Tradicionalmente la izquierda era representada por el Partido Comunista, pero ahora, en una concepción de izquierda más amplia, el Polo Democrático lleva esas banderas. Al otro lado, el conservatismo perdió su vocación de poder y adhirió a un candidato de origen liberal, pero que atendiendo y presionando el cambio político, viene creando una corriente política más sintonizada con un sector del público. El liberalismo entonces se convierte en uno de los partidos que dará origen a nuevas agrupaciones políticas más concretas y más fáciles de ubicar ideológica y programáticamente que los anteriores partidos tradicionales.
Gracias por sus comentarios.



diciembre 20, 2005 9:32 AM

Las pruebas de Gaviria son las mentiras que fabrican los medios de comunicacion aliados, ya sito a la revista Semana para "argumentar" sus falacias y despues llevara recortes de LOS PERIODICOS el tiempo y el espectador y talvez se le sumen los "estudios" de las onges nacionales he internacionales.

Ahi estan pintados, la verdad es algo que se puede inventar.



diciembre 20, 2005 10:23 AM

Para simpliciano:

Independientemente de que gaviria y Serpa no representen un liberalismo propiamente entendido, ¿por qué habría el partido liberal seguir la senda de Uribe, que claramente tiene muy poco de liberal ideologicamente hablando? Creo que la prueba más feaciente del antiliberalismo de Uribe es que su vocero - es decir, el tipo que decía lo que no podía decir Uribe, por no ser políticamente correcto- era el ministro del interior Fernando Londoño, un godo de racamandaca. Oirlo a él era oir el pensamiento uribista en su máxima expresión (así uribe este enrranchado tratando de meternos el cuento de que la división izquierda-derecha es irrelevante).



diciembre 20, 2005 10:32 AM

En verdad, eso no parece oposición, porque le están demostrando al pueblo que sus insulsas propuestas no pueden tumbar los resultados de cuatro años, pero al leer las opiniones de ex-presidentes como Cesar Gaviria, se da uno cuenta porqué el país duró tantos años sumido en la demagojia y el retrazo.
Más pareciera un espaldarazo a la candidatura de uribe que una mísera muestra de oposición.

Gastón Gastao



diciembre 20, 2005 11:19 AM

SERGIO MENDEZ:

Su comentario es tan claro que no cabria mas explicaciones ,usted lo dice todo con suma precision,ya nadie sabe donde termina el liberalismo ni donde empieza la goderia,y mas aun ni el uno ni el otro convencen,si Uribe con una fina liga de los dos, da la nota salvadora,por ahi es el camino...no lo cree asi?

Simpliciano



diciembre 20, 2005 11:31 AM

Sergio: a mí me gustaría que Uribe fuera más liberal. Pero también me gustaría que en Colombia, "liberal" tuviera el mismo significado que el del diccionario.



diciembre 20, 2005 6:39 PM

NOTA A TODOS:
Ofrezco disculpas por no responder al foro durante el día, pero mi proveedor de internet tuvo contratiempos.
Gracias a todos.



diciembre 20, 2005 6:41 PM

NOTA DE LA DIRECCIÓN PARA ANÓNIMO DE LAS 9:32 A.M.
Las pruebas de Gaviria sencillamente no las ha mostrado. Es que una prueba no puede ser el rumor: es que Alfredo Molano dijo que Ramiro Bejarano señaló que Antonio Caballero concluyó que en las listas uribistas hay paramilitares. Lo importante, lo valioso sería que dijeran los nombres, que no trataran a la nación como débiles mentales que vamos a creer lo que dicen, porque son ellos los que lo dicen.
Gracias por sus comentarios.



diciembre 20, 2005 6:43 PM

NOTA DE LA DIRECCIÓN A SERGIO MÉNDEZ:
Le contaré una historia: en la década de los años 30, Enrique Olaya Herrera llegó al poder gracias a una coalición entre Alfonso López Pumarejo y Laureano Gómez, los mayores exponentes del liberalismo y conservatismo colombiano. A lo que voy, es que realmente Colombia NUNCA ha tenido la posibilidad de vivir este tipo de política más allá de los tradicionales trapos azules y rojos que tanto daño le han hecho al país.
Gracias por sus comentarios.



diciembre 20, 2005 6:46 PM

NOTA DE LA DIRECCIÓN A GASTÓN GASTAO:
A mi en lo personal me parece algo sumamente grave que un expresidente que permitió la fuga de Pablo Escobar, que dejó al país en tinieblas, que no quizo armar una tendencia dentro de su partido porque sus ideas se sostenían solas, ahora venga a decirnos que tenemos que creerle porque lo dice él.
Es que es un irrespeto para la nación al ser tratados por este personaje como inválidos mentales.
Gracias por sus comentarios.



diciembre 20, 2005 6:47 PM

NOTA DE LA DIRECCIÓN A DIEGOTH:
Coincidimos plenamente: nos gustaría una posición más liberal, pero liberal de verdad y no esa colcha que han armado como partido para promover conveniencias y mantener el poder.
Gracias por sus comentarios.



diciembre 20, 2005 7:08 PM

Cual liberalismo profesa el gay de la catedral?

Es una rata en estertores.



diciembre 20, 2005 11:59 PM

NOTA DE LA DIRECCIÓN A DRAGÓN NEGRO:
El mismo que profesan López Michelsen, Santofimio Botero, Samper Pizano, Serpa Uribe, Piedad Córdoba y Juan Fernando Cristo.
Con esos partidos, mi querido Dragón, solo tenemos la posibilidad de buscar mejores caminos al tomar como mayorías nuevas opciones de gobierno y de política.
Un abrazo y sigo esperando su correo.